Las mejores ebikes, en nuestra opinión, son las que montan motores centrales, ya que el reparto de pesos y las sensaciones de pedaleo las convierten en las más adecuadas para disfrutar. Entre éstas, existen 3 motores que destacan por su gran calidad y su excepcional funcionamiento, sin duda alguna lo mejor del mercado actual.

 

¿Pero cuál es el mejor?

 

*Yamaha:

Empezamos por el último en llegar al mercado Europeo, el japonés de Yamaha, es un motor muy compacto y ligero (sólo 3,5 Kg), con un par máximo de 70 Nm y una asistencia máxima del 280% , es el motor más potente del grupo. Una de sus características es su respuesta inmediata al ejercer fuerza en los pedales (en los demás hay un ligero retraso), otra característica es su sonido muy agradable, con un ligero silbido a medida que ganamos revoluciones, lo que incita a llevarlo alto de vueltas. El motor va asociado a una batería de 400 Wh con una vida útil de 700 cargas completas antes de perder efectividad. Lo que nos permitirá utilizarla en plenas condiciones entre 3/5 años dependiendo del uso. Por último destacar que es el único motor central que permite montar dos platos con lo cual podemos disponer de hasta 20 marchas.

 

*Bosch:

El segundo motor es como no el referente de calidad y funcionamiento hasta la fecha, el alemán Bosch, con dos versiones en el mercado “Active” de 48 Nm de par y otro denominado “Performance” de 60 Nm. Se caracteriza por un funcionamiento muy lineal y ofrece posiblemente las sensaciones más naturales, debido a su electrónica muy evolucionada, el de 60 Nm va muy bien, el de 48 Nm se queda un poco corto comparativamente y además la teórica ganancia de autonomía por tener menos fuerza no es real ya que para ir al mismo ritmo que con el performance tienes que forzar más el motor y al final acabas gastando lo mismo. En cuanto a la fuerza del motor, El “Performance” es muy similar al de Yamaha

Su máxima asistencia llega al 275%, por el contrario es más voluminoso y pesado (4KG), su ruido no es tan agradable, y tiene una cierta cadencia (muy leve) entre que ejercemos fuerza en el pedal y el motor empieza a ayudarnos. Su batería es de igual capacidad que la del motor Yamaha 400 Wh pero su vida útil es de 500 ciclos de carga completas. El único problema real de este motor es el precio, antes estaba justificado ya que era sin duda el mejor con diferencia, pero ahora ya no está tan claro. Las ebike que montan el motor más potente (Performance) son claramente más caras que las que montan los otros dos motores.

 

*Impulse 2.0:

Por último tenemos el motor impulse 2.0, también de procedencia Alemana, es un motor de funcionamiento muy suave y a su vez muy potente en esta última versión (el 1.0 era poco potente), con 70 Nm de par, su ventaja respecto a los demás es sin duda la posibilidad de disponer de baterías de hasta 612 Wh que te permitirá ir a la luna y volver sin recargar batería. Por otro lado este motor tiene una característica única: la incorporación de el denominado Shift sensor, su función es cortar la fuerza del motor 250 milisegundos mientras se produce un cambio de marchas, esto se traduce en cambios muy suaves, muy recomendables para bicicletas urbanas, pero a nuestro juicio incómodo para una conducción agresiva en montaña ya que se pierde efectividad. Por último la vida útil de sus baterías es muy superior a las que montan sus competidores, nada menos que 1.100 ciclos completos con lo cual tienes batería para rato.

 

Como resumen de nuestras pruebas, los tres motores están muy cerca y las diferencias son muy sutiles , el motor Yamaha es algo más potente, el Bosch es muy agradable de utilizar en cualquier situación y aún teniendo menos par que los demás en terreno real es inapreciable, por último el Impulse 2.0 es el más suave y cómodo para una conducción más urbana. Lo que está claro es que cualquiera de los tres es una muy buena elección.